Yo en Septiembre quiero ser Sifan Hassan.

tropiezo,caida,remontada,volver a empezar,crisis,oportunidad

Nos cuesta mucho reconocer los errores y tropiezos como parte de nuestra carrera de aprendizaje. Parece que disfrutamos en el golpe, en la mala suerte, en el barro. Nos cuesta levantarnos, coger el vuelo con la misma ilusión con la que empezamos. Pero la vida nos da ejemplos de éxito después de la caída. No hay más que levantarse, y seguir corriendo.

«Con las dificultades llegará el alivio». Esta es la frase preferida del Corán de Sifan Hassan , la mujer de nacimiento etíope pero afincada en Holanda. Con tan sólo 28 años ya tiene en su poder dos medallas olímpicas de oro y una de bronce, y es la primera corredora olímpica que gana 3 medallas en las carreras de fondo. Pero para carrera de fondo, la de su vida.

Nace en Etiopía, hace 28 años, donde inicialmente vive con su familia  hasta que decide dar uno de los pasos más difíciles, la búsqueda de una vida mejor. En el 2008, tras un viaje trepidante donde la vida y la muerte se daban la mano cada minuto, llega a los Países Bajos, donde ingresa en un centro de acogida para refugiados. Persiguiendo tener una vida mejor , algo que no era muy difícil , comienza a estudiar para enfermera. Compagina su carrera asistencial con la carrera profesional, la que le ha llevado a alzarse en el podio mundial de las largas distancias.

Sifan Hassan obtuvo la nacionalidad holandesa en el 2013 y desde entonces no ha parado de cosechar éxitos.

Incluso después de caídas como la que tuvo hace unos días, Sifan es capaz de superarse. No hay caída que no pueda remontarse. No hay fuego que no se pueda avivar ni fracaso del que nada podamos aprender. Y siempre, siempre, podemos volver a empezar a correr. Siempre.

 

DOH20269 hassan

Nosotros, la humanidad al completo, llevamos una carrera de más de un año de duración con consecuencias devastadoras. Hemos perdido en el camino a seres queridos, y hemos ganado en conocernos más a nosotros mismos, y en valorar más aquello que tenemos. Pero no hemos salido de una , y parece que la próxima caída está a la vuelta de la esquina. El informe de la semana pasada pone al cambio climático encima de la mesa, y habla de consecuencias incluso más catastróficas que las que hemos sufrido por el Covid.

Llegarán más caídas, pero seremos capaces de ver que por muy duro que sea el tropiezo siempre vendrá acompañado de una oportunidad. La oportunidad de podernos levantar, teniendo una visión mucho más global y alejada del problema, como hacemos en el coaching ejecutivo. En nuestra mente está la capacidad de saber ver esa oportunidad. Tendremos que lamentar muchas cosas, lo pasaremos mal, nos hará daño, sufriremos porque no sabremos controlar nuestra mente, pero la oportunidad de levantarnos llegará. Y empezar a correr. Y a veces, incluso ganar, en nuestra particular carrera de la vida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *